¿Realmente estamos en crisis?

 

¿Realmente estamos en crisis?

Desde hace casi más de un año los medios de comunicación replican este titular: la economía nacional y mundial está desacelerando y parece que no mejorará.

La caída de los precios del petróleo y la devaluación del peso han sido los fenómenos que más han afectado a Colombia. Desde ese entonces la zozobra se ha apoderado de los pasillos empresariales del país.

Sin embargo, las cifras nos muestran una realidad diferente. Pese a los pronósticos más pesimistas, el PIB nacional aumentó 3,1% en 2015 y en enero de 2016 el crecimiento de la industria fue de 8,2%, mientras que las ventas del comercio minorista se incrementaron 5,4%, si se descuenta el comercio de vehículos y combustibles.

Es cierto que muchas empresas se han visto en la necesidad de hacer recortes de presupuesto para que sus finanzas se vean lo menos afectadas posible, pero como el panorama económico no es tan grave como lo pintan, es importante que el presupuesto no se reduzca de manera significativa en dos áreas fundamentales.

En épocas de vacas flacas, es imprescindible darle un espaldarazo al departamento de mercadeo y apostarle al uso de redes sociales, ya que el éxito de su negocio entre los consumidores depende de la recordación que ellos tengan de la marca. El problema es que si usted desaparece de los espacios publicitarios y sus redes permanecen quietas, su puesto en la mente de las personas puede ser ocupado por otra marca que tenga un área de marketing más estratégica.

Y no se olvide de los teléfonos celulares. Un informe de Couponbox reveló que 47% de los encuestados para su estudio había usado smarthphones para buscar información sobre restaurantes. Si usted invierte en optimizar su página web para dispositivos móviles, no se arrepentirá.

Compartir en Twitter

Código general

Encima