EL AÑO DE LA LECHE FUNCIONAL

 

EL AÑO DE LA LECHE FUNCIONAL

Los productos derivados mandan la parada en muchas cocinas del país y del mundo. Su calidad y variabilidad aportan al crecimiento del sector restaurador. La industria de lácteos cada año sorprende con novedosos lanzamientos de productos. La experiencia del consumidor se ha convertido en una de las premisas de los competidores del mercado, y los restaurantes pueden sacar provecho de estos avances. Los consumidores, hoy por hoy, buscan no

solo aportes en sabor, sino en salud y bienestar. Ni la industria, ni el sector de la restauración deben estar ajenos a las nuevas demandas y exigencias del público. Jorge Andrés Martínez, director ejecutivo de Asoleche, comenta que la principal tendencia de consumo seguirá estando ligada a las leches líquidas. En la actualidad, estos productos representan el 70% de los lácteos que se consumen en el territorio nacional y son los que determinan qué es lo que buscan los colombianos a la hora de consumir lácteos.

Sin embargo, el gremio de procesadores de leche se ha dado cuenta de que el mercado de los llamados funcionales marcará el camino de los lácteos en Colombia para el 2016. “La funcionalidad se ha vuelto tendencia en el mercado porque las personas están buscando, cada vez más, productos que tengan cualidades específicas. Es decir, leches bajas en grasa, productos deslactosados y un sinfín de categorías de conveniencia de consumo que están empezando a llamar la atención de las personas y de sus estilos de vida”, comenta. Por su parte, Ángela María López, gerente de Canal Institucional de Alquería señala que “el consumidor quiere alimentarse saludablemente, pero de manera placentera. De ahí, el gusto por sabores variados que puedan satisfacer y atender diversas necesidades, pero que brinden bienestar y nutrición. De ahí la importancia que los restaurantes, chefs, cocineros, panaderos, reposteros, heladeros, y expertos en barismo, cuenten con un proveedor aliado y puedan presentar recetas versátiles, nutricionales e irresistibles en sus negocios”.

Ni la industria, ni el sector de la restauración deben estar ajenos a las nuevas demandas y exigencias del público. "Queda claro que la gente está cuidando mucho más su salud y procura modificar hábitos para mantenerse en forma”, afirma Johanna Barrera, gerente de Canal Moderno de Doña Leche. La restauración debe entonces enfocarse en entender la funcionalidad de los alimentos lácteos, para satisfacer a las personas que están en busca de productos saludables.

Compartir en Twitter

Código general

Encima