Uno de los utensilios indispensables en la cocina de su restaurante es la olla a presión. Esta ayuda a agilizar los procesos de cocción.

Le presentamos cinco aspectos que no debe descuidar a la hora de elegir una olla a presión para su restaurante.

  1. Tenga en cuenta el material de la olla y asegúrese de que no esté hecha con materiales tóxicos. Si una olla a presión es muy liviana, es posible que no sea la adecuada. Se recomienda que esté hecha en acero inoxidable o aluminio para que mantenga bien sus condiciones, sin deformarse con el uso.
  2. Para su restaurante elija una olla con una capacidad superior a 8 Litros.
  3. Elija una olla a presión que cuente con una válvula, para que además de salir el vapor ahí, indique la presión a la que se encuentra. Esto facilita el control sobre la cocción porque si los alimentos se cocinan a presiones demasiado altas el sabor no será el adecuado.
  4. Garantice que los accesorios y repuestos sean fáciles de conseguir y que el costo sea razonable.
  5. Revise que su olla a presión cuente con garantía. Esto asegurará la calidad del producto.

(Lea también: ‘Maquinaría para las panaderías y reposterías)


En su línea profesional Imusa ofrece una olla presión de 11,4 L que además cuenta con un cierre extremo que facilita abrir y cerrar sin ensuciar la tapa con los alimentos. Si desea recibir más información sobre esta línea de Imusa, diligencie el siguiente formulario.

Fuente: Placeralplato.com