Este es uno de los perfiles más importantes dentro de la gestión de un restaurante porque son las personas que entran en contacto con los clientes y los atiende. De su labor depende que el restaurante obtenga mayores ganancias y que las personas quieran volver al establecimiento

Por eso, La Barra brinda unos tips que todo camarero debe tener en cuenta para tener un mejor desempeño.

• El mesero siempre debe tener buena actitud, sonreír y comportarse de manera amena.

• Debe contar con un vestuario adecuado. Es decir, con zapatos cómodos y antiresbalantes. Esto evitara cualquier accidente.

• Si llega el cliente solo, no está bien preguntarle si espera alguien, sino que debe preguntar mejor si tiene una reserva.

• No debe desesperarse si los comensales no saben todavía que pedir. Por eso, es fundamental la paciencia.

• El camarero siempre debe conocer que platos no hay en servicio para que se lo pueda comunicar a los clientes.

• Cuando el cliente le pregunte cual es el mejor plato de la carta no responda “todos” o “no sé”. Si no conoce los platos de la carta es mejor que pregunte a la cocina y le traiga una respuesta asertiva al cliente.

• Muchas veces los clientes están distraídos y no escuchan la información que le está proporcionando el mesero. Sin embargo, este debe estar dispuesto a repetir la información.

• La mayoría de clientes siempre están de afán y siempre están llamando al mesero. Por eso, el profesional debe no desesperarse y tener prioridades.

• Un camarero no debe retirar los platos si el cliente no ha acabado o si las demás personas no han acabado de comer.

• No interrumpa a los clientes en medio de una conversación

• No toque con los dedos los bordes del vaso porque esto no es higiénico

• El mesero debe tener claro cuáles son los platos más rentables para aumentar las ganancias.

• Los postres, los aperitivos y las entradas es mejor servirlas juntas que por separado, ya que esto va hacer sentir al cliente más cómodo.

• El mesero debe estar muy pendiente si su comensal es alérgico a algún tipo de alimento.

• Cuando un cliente da un consejo o sugerencia lo ideal es siempre dar las gracias sin extenderse en explicaciones.

• Es importante que el mesero siempre pregunte cómo se va a efectuar el pago, si en efectivo o en tarjeta débito o crédito.

• No haga esperar mucho al cliente.

• Cuando el comensal lleva bastante en el restaurante y no se quiere retirar, es fundamental preguntarle que si desea consumir algo más.

Si cumple con estos aspectos, su restaurante se va a diferenciar, y más clientes van a preferir su servicio que el de la competencia.

(También le puede interesar: 5 lecciones para montar un restaurante y no morir en el intento)

Información tomada de: El Tenedor