Tres simples pasos para mejorar las habilidades telefónicas de su personal:

Muchos gerentes gastan millones de pesos en marketing y actividades promocionales al mes para atraer más clientes. Sin embargo todo este esfuerzo económico no se ve recompensado si un cliente potencial telefonea a su restaurante y cuelga con una impresión menos que positiva de cómo manejan las llamadas en su establecimiento.

1. Comience la llamada bien. Asegúrese que su teléfono sea contestado rápidamente todas las veces posibles. No siempre es factible tener una persona disponible para que conteste el teléfono, entonces recuérdele a su personal que un teléfono sonando debe ser contestado rápidamente…

Muchos gerentes gastan millones de pesos en marketing y actividades promocionales al mes para atraer más clientes. Sin embargo todo este esfuerzo económico no se ve recompensado si un cliente potencial telefonea a su restaurante y cuelga con una impresión menos que positiva de cómo manejan las llamadas en su establecimiento.

He aquí tres simples pasos para mejorar las habilidades telefónicas de su personal:

1. Comience la llamada bien. Asegúrese que su teléfono sea contestado rápidamente todas las veces posibles. No siempre es factible tener una persona disponible para que conteste el teléfono, entonces recuérdele a su personal que un teléfono sonando debe ser contestado rápidamente.

También, puede comenzar bien la llamada redactando un script para que los empleados se aprendan y contesten el teléfono de una forma constante.
Un ejemplo de esto puede ser, “Buenas tardes, este es el restaurante CARBON DE PALO. Mi nombre es María (La gente se siente más a gusto cuando saben con quién están hablando). ¿En qué le puedo ayudar? (indica un deseo de servicio).”

2. Provea una lista de respuestas. En algún punto el 90% de las personas que llaman, hacen las mismas preguntas. Instrucciones para llegar, dirección, descripción de la carta, políticas de reservación, etc. Construya una lista de preguntas típicas y bien redactadas respuestas para cada teléfono en su restaurante.

3. Entrene a su gente a hablar con una ¡SONRISA! Esto puede parecer simple pero uno de los elementos más importantes en hacer una buena impresión telefónica es hablar con una sonrisa. Las personas que llaman a su restaurante “escuchan” la sonrisa en el tono de su vos y el reflejo de del ánimo de una persona.

Una vos amigable influye a sus clientes para una buena disposición, y les dice que han seleccionado el restaurante correcto.